Skip navigation

de repente es cosa de la edad o de los tiempos.

escuchar música debajo de la cama y confundirse en la playa: ‘no te había visto’

hacerse ola sin decirse hola y repetirse,

otra vez,

que el mar es el lugar perfecto para pensar en el futuro.

una apuesta puede hacerse en cualquier parte,

nadie necesita a los notarios.

-apostar por tí en la playa

-apostarle a cualquier caballo en una shopería y mirar la carrera en una TV en blanco y negro

-apostar por la antigüedad de una canción en un paradero mientras se pasa la micro

-apostar en la cuneta, a los 12 años, y ganarse un beso.

el tiempo tiene esas cosas, si alguien me dice que el tiempo no existe, puedo decirle que el tiempo tiene

esas cosas.

Anuncios

2 Comments

  1. hola.
    yo una vez iba con unas minas terrible ricas en un troley y nos pasaron puras cosas locas. Entonces miramos pa la verea del frente y unos señores estaban apostando a caballos en una shoperia y estaba super eléctricos, como salidos de la vida real, en otro contexto.
    Esas hueás tiene el tiempo.
    Yo ahora estoy haciendo mis apuestas.

  2. Sí. Me sumo a las apuestas también.
    El tiempo (o los tiempos) tiene de todo, hasta boca.

    “el tiempo lo dirá todo”
    “el tiempo todo lo cura”
    “los buenos tiempos”
    “a mal tiempo, buena cara” y a la cara el buen tiempo le rebota.

    Dicen que el tiempo es un maldito dios.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: